Se reedita la disputa de los Yunes de cara al 2018

Redacción: MX Político

Con el desarrollo de la contienda, los buenos deseos de los parientes se fueron diluyendo y los ataques personales fueron más ríspidos

Xalapa, Veracruz. Antes de iniciar las campañas locales de 2016, de diputados y gobernador, los primos hermanos, Miguel Ángel Yunes Linares y Héctor Yunes Landa, estaban seguros que su relación familiar no se vería afectada y así lo hacían saber públicamente.

El mayor de ellos, Miguel Ángel, fue postulado por  la alianza  ‘Unidos Para Rescatar Veracruz’, conformada por el PAN y el PRD, mientras que Héctor, encabezó la coalición ‘Para Mejorar Veracruz’, integrada por  el PRI, PVEM, Nueva Alianza y los partidos locales, Alternativa Veracruzana y Cardenista.

Con el desarrollo de la contienda, los buenos deseos de los parientes se fueron diluyendo y los ataques personales fueron más ríspidos, al grado que el núcleo familiar se fracturó, la mayoría decidió apoyar a Héctor.

Las acusaciones subieron de tono, cuando el senador priista afirmó, en un mitin celebrado en Ciudad Lerdo, a mediados de mayo de aquel año, lo siguiente: “Tengan cuidado, Miguel Ángel es un perverso, es un enfermo sexual, se los digo en serio, no es broma, vinieron de Cancún a México y lo denunciaron y hay denuncias (…) Miguel Ángel Yunes Linares, candidato del PAN-PRD le gustan las niñas y los niños y que los ha violado. Se los digo en serio, si viene Miguel Ángel a Lerdo guarden a sus hijos en la casa, de verdad, es un abusivo.”

Lo anterior, marcó la ruptura definitiva, la búsqueda del poder fue superior al amor fraternal, de jóvenes, ambos habían convivido de manera estrecha, de adultos, se frecuentaban y se respetaban mutuamente, a pesar de estar en grupos políticos adversos.

En este contexto, la hija del priista, Andrea Yunes Yunes, mantuvo un marcado protagonismo a través de sus redes sociales, por lo que el panista aprovechó para revirar los ataques de su primo, al presentar, en una conferencia de prensa, posterior a los señalamientos arriba mencionados, un chat, en el que presuntamente Andrea “se muestra cariñosa y dice que él o su padre serán los encargados de meter a la cárcel al cerdo asqueroso (Duarte)”.

Enfático, en la misma conferencia, el ahora gobernador  preguntó a Yunes Landa “por qué, si cree que es un pederasta, permitió que tuviera una relación tan cercana con su hija Andrea. Nunca pensé que fueras capaz de agraviarme, que me dijeras asesino, corrupto, pederasta, porque sabes que no lo soy. Nunca pensé que cruzarías ese límite, que te convirtieras en cómplice de ese al que tu hija llama cerdo y que debiera estar en la cárcel”.

Lo asegurado por Yunes Linares fue controvertido por la aludida, que de inmediato, respondió vía redes sociales, señalando que lo había visto una vez, en una carrera de Ana de la Reguera, y remató diciendo que “era un experto de la manipulación y la mentira”.

El desenlace lo conocemos todos, Miguel Ángel asumió la gubernatura el primero de diciembre de 2016 y, desde el primer momento, Héctor se ha convertido en un feroz crítico de su administración, diciendo que con este gobierno “estamos peor que con Javier Duarte.”

El complemento de la ácida disputa se reveló ayer, cuando la doctora Andrea Yunes, fue víctima de un ‘cristalazo’ en plena zona turística de Boca del Río, municipio gobernado por su primo Miguel Ángel Yunes Márquez. Encolerizada, la sobrina del gobernador posteó en su Facebook:

“Sólo puedo decir algo. No tiene madre la inseguridad, los robos en Veracruz y en el estado. Me baje cinco minutos a recoger algo y en pleno bulevar de Boca del Río me rompieron el cristal de mi camioneta. Aun así dicen que las cosas están bien. Dios mío, de verdad que no tienen madre, la gente que hace esto, y el gobierno que lo permite, en pleno bule (sic), a plena luz del día. Esto es material, pero ¿y la inseguridad?, y las vidas de tanta gente, de verdad que no se puede vivir así”.

No está de más subrayar, que Héctor Yunes Landa no ha parado su proselitismo, buscando ser nuevamente candidato a la gubernatura en 2018, tampoco, que Miguel Ángel Yunes Márquez, busca suceder a su padre como gobernador del estado.

La tragicomedia tropical se repite.

jrd
 

Tu opinión es importante

Minuto a Minuto

Minuto a Minuto