¡Sí se puede! gozar del Centro Histórico, sin los ambulantes / En la opinión de Alfredo Martínez de Aguilar

Por: Alfredo Martínez de Aguilar


* Sin duda, la trascendencia del impacto social es mayor en vísperas de las Festividades de los Muertos que atrae a miles de turistas nacionales y extranjeros para gozar de nuestra cultura.

* Lástima que la mala leche de los políticos y servidores públicos que apoyan a la vivales triqui Lorena Merino, empañe la celebración del retiro por un día del ambulantaje en el Centro Histórico.

Una de las consignas más socorridas para festejar el éxito de una determinada acción en la lucha social es la frase ¡Sí se puede¡ Sintetiza el esfuerzo y hasta sacrificio al alcanzar el triunfo.

Hoy, es obligada su utilización para compartir la alegría de empezar a disfrutar del "Miércoles sin comercio en la vía pública en el Centro Histórico", impulsado por el Ayuntamiento capitalino.

Sin duda, la trascendencia del impacto social es mayor en vísperas de las Festividades de los Muertos que atrae a miles de turistas nacionales y extranjeros para gozar de nuestra cultura.

Lástima que la mala leche de los políticos y servidores públicos que apoyan a la vivales triqui Lorena Merino empañe la celebración del retiro por un día del ambulantaje en el Centro Histórico. 

Necesario es insistir que Oaxaca es mágico y hechicero. Más allá del surrealismo, también es verdaderamente kafkiano. Síntesis de la permanente contradicción entre grandeza y miseria. 

Es nuestra firme convicción que gobernar México y Oaxaca no es imposible, difícil y complicado sí. Pero con trabajo de inteligencia y siguiendo la huella del dinero, las cosas cambian radicalmente.

Claro que ello requiere de decisión y voluntad política, con una alta carga de testosterona, para gobernar y administrar bien, siguiendo el consejo lopezmateísta de desayunar, sesos con huevos.

Seguramente disfrutar de las calles del Centro Histórico sin ambulantes ha sido una labor titánica de diálogo y concertación del presidente municipal capitalino, José Antonio Hernández Fraguas.

Pero, afortunadamente, gracias a Dios, ¡Sí se puede! y ¡Sí se pudo! Nada fácil de lograr como resultado de las diversas organizaciones de comerciantes en la vía pública, fijos y semifijos.

Dada la amistad y confianza del gobernador, conseguir este logro por parte de Toño, seguramente, contó con el apoyo de Alejandro Murat Hinojosa en beneficio y para beneplácito de los capitalinos. 

Tal y como lo anunció el Presidente Municipal, José Antonio Hernández Fraguas este miércoles se invitó a los capitalinos a vivir el Centro Histórico y juntos incentivar la economía del comercio establecido y los mercados públicos, además de mejorar la movilidad y promover el disfrute de nuestra ciudad, sobre todo caminando.

Para ello, la administración municipal dispone de un amplio programa artístico y cultural que se pondrá al alcance de cuatro de la tarde a 10 de la noche. 

Entre las actividades que se desarrollarán se encuentran conciertos, intervenciones dancísticas, un paseo nocturno en bicicleta, lecturas ambulantes, clases de baile y muestras de danza, entre otras.

Las principales calles del primer cuadro de la ciudad serán sede de estas exposiciones, tales como la avenida Independencia, las calles Macedonio Alcalá, Hidalgo y Valdivieso, así como la Alameda de León, entre otros espacios.

Para mayor información sobre la programación se puede consultar las redes sociales del municipio capitalino en Facebook y Twitter. 

El 13 de septiembre, escribimos en esta misma tribuna libertaria sobre el inicio del rescate del Centro Histórico al lograrse la liberación de la calle de Armenta y López, después de dos años de bloqueo.

Rescate a las que, posteriormente, se sumaron las calles de Hidalgo y Aurelio Valdivieso, lo que permite ampliar el Andador Turístico desde Los Arcos de Xochimilco y Santo Domingo hasta el Zócalo. 

Recientemente subrayamos que los Centros Históricos de las ciudades coloniales, son el alma y el corazón de los pueblos. Y lo son más en las ciudades consideradas Patrimonio Cultural de la Humanidad por la UNESCO.

Éste es el caso de Oaxaca de Juárez, La Nueva y Verde Antequera. Los oaxaqueños lo merecemos aun cuando por apatía, cobardía y/o complicidad, no hemos tenido la dignidad de defenderlo.  

Ahí está asentada la sede de los poderes espiritual y terrenal, la majestuosa Catedral y el Palacio de Gobierno, uno frente al otro, como parte del sincretismo de la mezcla india y española.
Al margen de fanatismos fundamentalistas religiosos y políticos partidistas, se yergue imponente como justo medio el imponente edificio central del Instituto de Ciencias y Artes, hoy Universidad.   

Los seres humanos de todos los pueblos que se respetan a sí mismos en todos los tiempos han legado a la posteridad su historia, a través de la escritura y la construcción de templos y palacios.

Así lo prueba la historia que celosamente guardan las centenarias canteras, magistralmente labradas con espíritu de trascendencia y hambre de eternidad, por los sabios canteros oaxaqueños.

En el Centro Histórico de la capital oaxaqueña, se asientan, también, los principales museos prehispánicos, coloniales e históricos, contemporáneos y postmodernos, en manos del maestro Francisco Toledo y Alfredo Harp, los principales monopolistas de la cultura oaxaqueña.

Al destilar odio social los anarcolocos y los activistas apátridas integrantes de las organizaciones sociales radicales de izquierda están empeñados en destruir los edificios coloniales e históricos.

Lo mismo hace la vivales y chantajista triqui Lorena Merino, quien a pesar de manipular solo a cinco familiares, mantiene contra la pared y de rodillas al Gobierno del Estado y al Ayuntamiento.

Entendible, jamás justificable, porque es apoyada políticamente por priistas y servidores públicos estatales, quienes juegan las contras y traicionan abiertamente al gobernador Alejandro Murat.

Urge una acción concertada en estrecha coordinación entre los tres órdenes de gobierno, para desalojar a los triquis de Lorena Merino, con la intervención de la CIDH para retirarles las medidas cautelares que les otorgaron por su condición de desplazados de San Juan Copala, Juxtlahuaca.

Salvo honrosas excepciones, verdaderos garbanzos de a libra, lamentable y dolorosamente, hoy la UABJO, hundida en la corrupción, pare a porros devenidos en sicarios del narcomenudismo.

De ahí, que para caminarlas y disfrutar a plenitud las calles y avenidas del Centro Histórico, esta zona de la capital oaxaqueña debe ser exclusivamente peatonal de manera permanente.

Detrás de la Noticia
alfredo_daguilar@hotmail.com
director@revista-mujeres.com
@efektoaguila

Las opiniones emitidas en esta columna son responsabilidad de quien la escribe y no reflejan necesariamente la línea editorial de este medio.

zam

Tu opinión es importante

Minuto a Minuto

Minuto a Minuto